Blogia
MoRaDa de CrIaTuRaS

ENTIERRO DE LA SARDINA

ENTIERRO DE LA SARDINA

Como todos sabréis, el miércoles fue el entierro de la sardina. Aunque no se me note demasiado, lloré mucho. Lloré tanto que hasta que mi madre no apartó la cebolla de la mesa no pude parar de llorar.
La sardina, fiel aguafiestas, nos demostró cómo pueblos enteros, ciudades y hasta capitales pueden llorar la pérdida de un animal tan chiquitín que engullimos cuando los vemos recién fritos en las playas.
Bueno, por si no he demostrado que lloré aquel día, aquí dejo mi pequeño homenaje:




Esta noche el cielo
se ha vestido de carnaval.

Ha salido obnubilado
y cubierto por oscuros mantos.

Se ha mojado el traje
como años atrás,
y ha empapado a todo el pueblo,
triste, por el entierro de la sardina.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres